Detección deportiva

¿Qué es la Detección Deportiva?

¡VEN A DESCUBRIR TODO VUESTRO POTENCIAL!

La detección Deportiva es un deporte canino que cualquier perro puede practicar independientemente del tamaño, edad, raza, o condición física, el objetivo es que a través de su olfato busque, encuentre y focalice el olor de una sustancia determinada, previamente asociada.

¿Cómo se práctica?

Las sustancias a localizar son esencias naturales, y se trabaja en tres escenarios. diferentes: punto a punto o paquetería, interiores y vehículos. Este tipo de actividades olfativas es muy beneficiosa para nuestros perros. Es una de las mejores formas para relajar a tu perro a la vez que lo estimulas físicamente y en especial le proporcionas una gran salud mental.

De este modo tu perro desarrollara su parte cognitiva, potenciara su olfato mejorara su concentración y autocontrol al mismo tiempo que reforzareis vuestro vínculo o relación de una forma divertida.

Objetivos

Que el perro aprenda a encontrar uno de los tres olores asociados previamente en los diferentes escenarios.

Duración

Indefinido. Hasta donde tu quieras llegar con tu perro.

Colaboradores

Fotos y vídeos trabajo

Tienda

Cuantas veces escuchamos este tipo de argumentos o quejas de algunos…

Las personas que humanizan hasta el extremo a sus mascotas suelen presentar carencias emocionales y afectivas. Otra situación que induce a la humanización son las adopciones ya que los dueños adoptivos desearían borrar o suplir el vacío y el dolor que les puede haber producido el abandono o un pasado complicado en estos casos se suele permitir y ceder ante ellos de forma excesiva como subir al sofá o dormir en la cama y para sus guías (propietarios) resulta muy complicado poner límites yendo asociado a una sensación de culpabilidad y de no querer “hacer daño” al animal.

El perr@ bolso!!

Las personas que humanizan hasta el extremo a sus mascotas suelen presentar carencias emocionales y afectivas. Otra situación que induce a la humanización son las adopciones ya que los dueños adoptivos desearían borrar o suplir el vacío y el dolor que les puede haber producido el abandono o un pasado complicado en estos casos se suele permitir y ceder ante ellos de forma excesiva como subir al sofá o dormir en la cama y para sus guías (propietarios) resulta muy complicado poner límites yendo asociado a una sensación de culpabilidad y de no querer “hacer daño” al animal.

Raquel, Alex y Mia – De 10!!!

Tras realizar él curso de iniciación para cachorros, con nuestra perrita Mía, solo tenemos palabras de agradecimiento para su instructor Carlos por su gran experiencia, y ser una magnífica persona, la forma tan profesional de impartir él curso y el excelente ambiente.